No te aferres, Él no es para ti

Cuando conoces a un chico experimentas sensaciones intensas que te llevan a sentirte atraída y enamorada. La importancia de que establezcas y te des un tiempo para disfrutar de la etapa del noviazgo es porque te permite conocerlo y que juntos maduren como individuos y como pareja. Sin embargo, cuando una relación se vuelve problemática, las consecuencias pueden ser peor de lo que imaginas.

Este tipo de relación puede darse entre amigos, familiares, novios y esposos. Cuando esta forma se da entre novios puedes estarte sumergiendo en una pesadilla. Lo primero que debes detectar para salir de esa relación cuanto antes es que habrá desconfianza, falta de comunicación, negación, agresión verbal, psicológica y física, además de que existirán discusiones frecuentes que dificultaran su relación

Varios especialistas coinciden en que las mujeres que aceptan una relación tormentosa lo hacen porque tienen baja autoestima o son inestables emocionalmente. Otros factores son la falta de apoyo por parte de la familia y la soledad.

Uno de los mitos más grandes y que incluso puede ser razón para mantener una relación así, es la idea de que ese hombre cambiará por ti y por el amor que tú le tienes, lo cual es ¡TOTALMENTE FALSO! Aunque es cierto que el amor puede lograr muchas cosas, modificar el carácter o la forma de ser de alguien no es posible. Las actitudes negativas o los malos hábitos de tu pareja son parte de él, por eso, si alguna o varias de sus acciones contigo no te agradan, estas a tiempo de romper esa relación y mejor buscar a alguien que te trate como lo mereces.

Para muchas otras chicas, el permanecer en una relación destructiva donde día a día se ve mermada su dignidad es por el miedo al fracaso, al es qué dirán o el temor a quedarse solas. Cada sentimiento es importante y si tú percibes alguno, lo mejor es que acudas a un especialista. Un profesional no es para locos como muchos piensan, acudir a una terapia es la mejor decisión cuando se trata de tu bienestar.

Incluso, si el problema de las chicas antecede a la adolescencia, pues durante su infancia los padres las acostumbraron al maltrato, es muy probable que esas mujeres formen relaciones disfuncionales en las que les parezca normal ser sobajadas o menospreciadas por la pareja.

En muchas ocasiones llegan a soportar el maltrato porque se trata del enamorado de toda la vida, porque cree fielmente que él la ama o porque existe dependencia emocional y económica. Pueden ser múltiples las razones, pero las alertan inician en el noviazgo.

cosas-que-debes-saber-hacer-mujer-independiente-paty-cantu

Es ahí, cuando empieza todo, que debes ser muy observadora, pues una mujer sí se da cuenta de que algo no anda bien, no digas que no. Por ejemplo: si él acostumbra a controlarlo todo, desde decidir qué harán en el día o qué película verán, si te cuarta para asistir a una reunión con tus amigos o te pone un límite de tiempo porque es tan romántico que él desea pasar por ti, si revisa tu celular, desde agenda hasta mensajes o si consigue tu password del mail para revisar tu correspondencia. A todo esto, puedes añadir el hecho de que te vaya alejando de tu familia y amigos para que él sea tu mundo y toda tu vida gire entorno a él. Estas son algunas alarmas, no te ciegues y date cuenta que estas actitudes no cambiarán, sino todo lo contrario.

El noviazgo es una etapa de descubrimiento en la que tienes la oportunidad de conocer cómo es el hombre que se encuentra a tu lado, no la desaproveches. Hay alertas que siempre se activan, solo que prefieres no verlas.

El machismo bien puede ser otra causa, pues los hombres están acostumbrados a tener el control y en muchos países la idea de una mujer abnegada y sumisa es lo ideal, pero eres tú y solo tú, la única que tiene el poder de decidir qué quiere de su vida amorosa.

Cierto es, que afrontar que se vive en una relación tormentosa no es fácil, aceptar y entender que están pisando tus derechos cuesta trabajo, pero como todo padecimiento, la aceptación es el gran primer paso a la recuperación y a la superación. Reflexiona y piensa que cuando no hay confianza en el noviazgo, la relación se vuelve intolerable.

Acude con un especialista, busca tu felicidad, hazle ver a todos lo que vales, pero sobre todo, hazlo por ti, porque te mereces mucho más que alguien que pueda pasar los días hiriéndote verbal o físicamente.

Ese mismo y hermoso amor que hoy sientes por un hombre que no sabe valorarte, con seguridad lo sentirás por alguien que te respete y te brinde el lugar que te mereces en su vida.

SI AÚN NO ESTAS CONVENCIDA, AQUÍ TE DEJO ALGUNAS RAZONES PARA ALEJARTE DE ÉL

¿Te fue infiel y lo perdonaste? No dudes en dejarlo, es probable que reincida.

Sus defectos son innumerables. Recuerda. ¡Estás equivocada, nadie cambia por otra persona!

¿Te grita y hasta te ha golpeado? ¡Déjalo! Un hombre agresivo no merece segundas oportunidades.

Nunca te dice: te amo. No te atrevas a casarte con un hombre que nunca te ha demostrado su amor.

Solo te atrae su físico. Aléjate, la pasión y el deseo no serán suficientes.

No gasta ni un peso en ti, siempre pone pretextos. ¡Olvídalo!

¿Piensas que si no es con él, ya no será con nadie? Estas equivocada, aunque hayas planeado casarte a los 30 y ya tienes más de 35, eso no es razón para unirte a él. A veces es mejor el “sola que mal acompañada”. Ya llegará el indicado.

¿Tu relación es de amor y odio? Si todo se resume a días de felicidad y otros de reclamos, celos y peleas, mejor dile adiós.

Sus intereses son distintos, caminan por rumbos diferentes. No te sacrifiques por él, no dejes tus sueños, pues seguro él no lo haría por ti..

¿Controla hasta tu corte de cabello? ¡Cuidado! No dejes que te manipule y decida por ti. Eres una mujer y eres la única con autoridad para decidir por ti.

Yo, que creí saber tanto al respecto a las relaciones amorosas, últimamente, sin querer y
Diferencias entre las mujeres inmaduras y las mujeres maduras Al parecer, existen más mujeres inmaduras
Cada vez es más común observar familias que comen juntas al lado de una gran
Una mañana, el marido vuelve a su cabaña después de varias horas de pesca y
Todos ansiamos ser felices, pero lo cierto es que la mayor parte de las cosas